Balsamo Calmante Renovador · Soplos de Lazaro 100ml

Bálsamo Corporal Calmante y Renovador, para todo tipo de pieles, que rehidrata y refresca la piel inmediatamente después de la exposición Solar. Su fórmula, rica en activos balsámicos, logra reparar, nutrir y suavizar la epidermis para favorecer una rápida y profunda regeneración celular.

26,95

Envío gratuito a España a partir de 25€
Entregas en 24/48h hábiles
Paga Contra-reembolso, Paypal, Tarjeta de débito/crédito, Bizum y Transferencia

Bálsamo Corporal Calmante y Renovador, para todo tipo de pieles, que rehidrata y refresca la piel inmediatamente después de la exposición Solar. Su fórmula, rica en activos balsámicos, logra reparar, nutrir y suavizar la epidermis para favorecer una rápida y profunda regeneración celular.

Propiedades Físicas

Bálsamo Corporal Calmante, Renovador y Regenerativo, formulado especialmente para rehidratar y refrescar la piel inmediatamente después de la exposición solar. También, muy indicado tras los tratamientos corporales con aparatología laser o de luz pulsada, ya que ayudará a calmar la piel, asegurándonos que se reconforta rápidamente, consiguiendo que desaparezca cualquier tipo de enrojecimiento o pequeña molestia que se pueda originar durante la sesión. Soplos de Lázaro, está creado para lograr que la piel renazca hermosa y saludable tras cualquier tipo de agresión externa.

Su fórmula, rica en activos balsámicos, logra reparar, nutrir y suavizar la epidermis para favorecer una rápida y profunda regeneración celular.

Soplos de Lázaro posee una excelente fórmula antiedad, que ayuda a mantener la piel joven, con una exclusiva combinación de activos, pensados para prevenir los signos del envejecimiento cutáneo. Gracias a este cóctel de ingredientes -con poderosa acción anti radicales libres-  aportamos elasticidad y luminosidad a una piel que lucirá hermosa y saludable, durante todo el año, prolongando el bronceado y unificando su tono.

Propiedades Emocionales

Gracias a la Psicobiología y la Neurobiología del comportamiento, hemos podido conocer mejor la fisiología del cerebro humano y entender dónde, cómo y por qué actúan las esencias florales, así como sus efectos en nuestra Inteligencia Emocional. Y es gracias a este conocimiento que el Bálsamo Corporal Calmante y Renovador Soplos de Lázaro, por la sinergia de sus componentes, aporta además una profunda sensación de calma y equilibrio personal, que favorece la regeneración y elimina crispaciones, para dar paso a un estado placentero y saludable en el que el sistema inmune se encuentra armónico y estable.

Soplos de Lázaro cuenta con la presencia de uno de los 38 remedios del Doctor Bach conocido como WILD ROSE especialmente indicado en casos de apatía, resignación, falta de motivación o percepción de existencia monótona, para dar paso a estados de mayor vitalidad, esperanza y plenitud.

Contamos también con Chamomille: ideal para disminuir la irritabilidad, ansiedad y cambios de humor característicos de estados corporales que cursan con dolor. Y Sábila, recogido como uno de los 64 remedios más valorados, de la segunda generación del doctor Bach, orientado a estados de desgaste puntual en los que es adecuado regenerar fuerzas y limpiar física, psíquica y espiritualmente a la persona para permitir cualquier tipo de regeneración del cuerpo o el alma.

Soplos de Lázaro también incluye en su fórmula esencias alquímicas, arquetípicas y tesoros de la aromaterapia, orientados a favorecer el resurgir de un estado emocional cargado de plenitud y deseos de disfrutar de la vida

Modo de Empleo

Aplícalo homogéneamente sobre toda la superficie del cuerpo, tras la exposición solar, como un After Sun, o tras recibir cualquier tratamiento con aparatología estética que requiera una rápida regeneración cutánea. La textura gelatinosa inicial es debida a la naturalidad del producto y desaparece por completo pasados unos segundos, dando paso a una piel sedosa y aterciopelada.

Puedes usarlo varias veces al día, siempre que tu piel necesite ser refrescada, calmada, nutrida, y regenerad. Para ello, extiéndelo con suaves movimientos circulares que favorezcan su completa absorción.

Principios Activos

Aloe vera, centella asiática, rosa de Provenza, glicerina natural, melón dulce, caléndula,  camomila, clorofilina (derivado de la clorofila).

 

Más Información

El Bálsamo Corporal Calmante y Renovador Soplos de Lázaro, como su nombre evoca, está creado para lograr que la piel renazca hermosa y saludable tras cualquier tipo de agresión externa. Esto lo logra gracias a las cualidades de sus valiosos componentes entre los que contamos con:

  • La Rosa de Provenza: Híbrido conseguido en el siglo XVII por la fusión de cuatro de las rosas más valiosas del mundo: la Rosa Gallica, Rosa Mosqueta, Rosa Canina y la Rosa de Damasco o Alejandría. Aunque la Rosa de Provenza es muy usada en la elaboración de remedios de aromaterapia y otras terapias complementarias, también cuenta con gran prestigio en el mundo cosmético, ya que su aceite esencial resulta extraordinariamente hidratante y reafirmante, contribuyendo a controlar la aparición de manchas cutáneas. Su extracto es uno de los antiarrugas naturales que menos alergias genera y además presenta propiedades regeneradoras, hidratando, equilibrando y calmando la epidermis, gracias a su contenido de Omega 3 y 6 y vitamina E que la convierten en un poderoso antioxidante natural.
  • La Clorofilina es un derivado de la clorofila, que hasta la fecha había sido utilizado como ingrediente activo  en un gran número de preparados destinados a reducir el olor corporal en general. Su uso tópico ha resultado tradicionalmente útil para el tratamiento y control de olores en heridas, lesiones y en particular las quemaduras por radiación. Pero en los últimos tiempos la Clorofilina ha tomado gran relevancia gracias a que los Científicos del Instituto Nacional de Investigaciones Nucleares (ININ) tras estudiarla, han determinado que es capaz de disminuir las mutaciones provocadas por agentes como la radiación ionizante. Y es por ello que El Bálsamo Corporal Calmante y Renovador Soplos de Lázaro la incorpora a su fórmula, no solo por su valor tradicional, sino también como preventivo del daño cancerígeno y degenerativo causado por una excesiva exposición solar.
  • Aloe Vera: La pulpa de su hoja es pura medicina para todo el cuerpo, un excepcional cicatrizante utilizado por diversos profesionales para recuperar pequeñas quemaduras, ideal para pieles irritadas, acnéicas, con afecciones cutáneas o como regenerador de arrugas. A sí mismo, es ampliamente usado por especialistas de diferentes terapias complementarias, para regenerar el cuerpo, fortalecer el sistema inmune y estabilizar estados emocionales alterados. Es por tanto, un tesoro de la naturaleza que cada día reúne mayor número de estudios clínicos que garantizan sus extraordinarias cualidades para el bienestar físico y mental del ser humano.
  • Centella Asiática: Las medicinas tradicionales asiáticas y africanas llevan utilizando esta planta con fines terapéuticos desde hace más de 3000 años, por sus propiedades cicatrizantes, analgésicas, antimicrobianas, antifúngicas y venotónicas, entre otras. En China se la conoce como la “hierba del tigre” por ser la planta donde se revuelcan estos robustos felinos con la finalidad de curar las heridas tras sus continuas luchas territoriales.En 1852 el Dr Boileau, que había contraído la lepra, notificó por primera vez la evidencia científica del uso de esta planta contra la enfermedad, al tratar con ella su propio cuerpo y recuperarse. Este hecho desencadenó una serie de estudios en Europa y Asia que culminaron muchos años después con el descubrimiento de su principio activo más importante, el asiaticósido. A partir de aquí se fueron aislando e identificando sus distintos compuestos y acciones farmacológicas, actualmente recogidas en la monografía de la OMS, que indica el uso de preparados a base de centella asiática para el tratamiento de heridas, quemaduras y enfermedades ulcerosas de la piel tipo lepra, viruela, sífilis, etc. ya que acelera el proceso de cicatrización y previene la formación de queloides y cicatrices hipertróficas, disminuyendo la fibrosis.
  • Glicerina Natural: Su propiedad más importante es la hidratación. Algunas afecciones dérmicas tienen un remedio rápido y eficaz con la glicerina natural, especialmente en caso de quemaduras leves, rojeces y acné. Su acción calmante se extiende a las picaduras de mosquitos, arañas y otros insectos, así como inflamaciones o pequeñas heridas. Además, al ser antibacteriana, ayuda a desinfectar la piel para una perfecta recuperación saludable.
  • Caléndula: Los egipcios la consideraron una planta milagrosa y la utilizaron al igual que griegos y romanos para curar muchas de sus enfermedades. En la actualidad la caléndula es una de las plantas más reconocidas y utilizadas en dermatología por su capacidad antiséptica, antiinflamatoria y cicatrizante. Está compuesta por flavonoides y triterpenos cuyas propiedades son beneficiosas para curar las diferentes afecciones de la piel.

El Bálsamo Corporal Calmante y Renovador Soplos de Lázaro utiliza la proporción óptima de extracto, capaz de regenerar la piel seca, dañada o quemada devolviéndole toda su tersura y elasticidad.

  • Camomila: Es rica en flavonoides, de ahí su efecto calmante, relajante y antiinflamatorio. Ideal para las pieles más frágiles y delicadas,  contiene altos contenidos en vitamina B, que favorece la oxigenación de la piel, propiedad que se hace necesaria en pieles dañadas, menos irrigadas por la circulación sanguínea para estimular la rápida regeneración.Usar esta esencia nos libera además de cualquier tipo de tensión física y emocional características en procesos que cursan con dolor o malestar general.
  • Melón: Además de ser un incuestionable aliado del mundo emocional, resulta un baño de vitaminas y antioxidantes para la piel capaz de reestructurar el colágeno natural de manera rápida y eficaz. Logra así rejuvenecer su aspecto, además de crear una capa protectora que ayuda a mantenerla protegida de los agentes agresivos externos.

Y es con este rosario de principios activos que el Bálsamo Corporal Calmante y Renovador Soplos de Lázaro, resulta milagrosamente regenerador para piel y el alma, aportando una nueva experiencia desconocida en el terreno de los geles calmantes corporales.

Preguntas

No hay ninguna pregunta todavía

Haz una pregunta

Tu pregunta será respondida por Emocosmética u otros clientes

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la Política de Privacidad y los Términos y Condiciones.

¡Gracias por tu pregunta!

Mail

Tu pregunta ha sido recibida y será respondida pronto. Por favor, no envíes la misma pregunta de nuevo.

Error

Warning

Ha ocurrido guardando tu pregunta. Por favor, inténtalo de nuevo. Información adicional:

Añade una respuesta

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la Política de Privacidad y los Términos y Condiciones.

Thank you for the answer!

Mail

Your answer has been received and will be published soon. Please do not submit the same answer again.

Error

Warning

Ha ocurrido guardando tu pregunta. Por favor, inténtalo de nuevo. Información adicional:

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Balsamo Calmante Renovador · Soplos de Lazaro 100ml”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Productos relacionados

Balsamo Calmante Renovador · Soplos de Lazaro 100ml

26,95